La comunicación de las mujeres en el mundo rural: la teoría de la W frente al despoblamiento

Estuve el otro día con las mujeres rurales, en mi cita anual con FADEMUR y me di cuenta de que son mujeres que salvan con dosis extras de valentía y de verdad la falta de conocimientos en comunicación.

Pensé: ya quisieran los políticos tener esta claridad de pensamiento y esta agilidad verbal para decir las cosas con palabras de calle y llevarlas al mismo cielo.

Cada vez defiendo más el valor de la naturalidad y la verdad frente a cualquier impostura y me doy cuenta que una comunicación para ser eficaz tiene que ser veraz y salir de la entraña.

Analizamos sus negocios, y veíamos como muchos de ellos se basan en la venta de experiencias, en la venta de tradiciones, artesanía, gastronomía y cómo lo importante ahí era tocar el corazón del cliente. No se compra queso de pueblo porque se necesite, se compra queso de pueblo, porque es de pueblo, porque te lleva a la infancia, porque es el mejor… Y entonces les recuerdas el valor de lo qué hacen y porqué lo hacen, y te clavan un anuncio mucho mejor que el del Litoral.

Me di cuenta de que tienen el storytelling que muchos ejecutivos buscan, que saben las técnicas de venta a base de buscar de mercadillo en mercadillo el jornal para comer. En materia de comunicación el mundo rural es más rico en experiencias, tienen mucho storytelling y mucho elevator pitch, saben las palabras clave, pero no tienen tiempo de perderse en discursos llenos de conceptos en inglés

Entonces me dije: no es añadir, es ordenar; no es cargarles con más trabajo, es enseñarles a hacer un uso eficaz de sus redes y concienciarles de que Internet, la venta a través de las páginas web, los vídeos… han llegado para quedarse.

Y así llegó la teoría de la W. La teoría de la w me gusta mucho porque es muy gráfica y muy fácil de recordar.

  • La comunicación verbal se hace en forma de W, se coge la atención del que escucha, y cuando ves que la atención cae, debes atraerla de nuevo hacia ti, porque la atención del cliente es caprichosa, sube y baja.
  • Hay que crear el efecto Wow, se trata de llamar la atención sobre nuestro producto, sobre nuestro establecimiento, sobre la verdad de nuestra marca personal… se trata de mostrar que lo nuestro es tan diferente, tan bueno … que quien nos conozca le de valor y no precio. Si vendes por precio, vendes por oferta y ahí no se puede competir con las grandes superficies.
  • La tercera W, es el poder de la página Web. Una página web clara, visual, amable, que ayude a localizar el negocio, a realizar el contacto, a poder hacer una compra y una reserva, a pagar rápido antes de al cliente se le pasen las ganas de realizarla. Una página puesta al día, donde inserten vídeos, donde se vea la calidad 365 días, 24 horas.
  • La cuarta W, es Wifi, para los establecimientos hoteleros, para los restaurantes, para los museos… es importante tener Wifi. Porque de ello depende que los clientes se conviertan en mensajeros, en portavoces de los negocios. Esa foto de la comida que se envía a la cuñada, esa cama de hotel que se enseña a una amiga… esa artesanía que se deja ver en todas partes… wifi, internet y redes para llegar más rápido y más lejos.

Comencé con la teoría de la W y fuimos dando pasos en la formación. Pero todas las formaciones de Rocío del Cerro Comunicación son prácticas.  Ellas hablan, y yo aprendo.

Y de ellas me quedé con algunas frases:  si no se cuida el mundo rural terminarán siendo parques temáticos desiertos. Y en este mes de la mujer se insistió: o hay mujeres con los mismos derechos y oportunidades en el campo y en las ciudades, o el despoblamiento de los pueblos será cada vez más galopante. No quieren ser heroínas sino felices… y no se lo ha dicho ningún manual, se lo ha dicho la vida.

¿Y sabéis qué? Que me encanta dar clase a gente tan proactiva, con tantas ganas de llevárselo puesto, con tantas ganas de sumar técnica y estrategia a todo lo que ya saben. Gente sabia, gente Wow. 

Marca: Nueva York. Quiero ir porque lo he visto en el cine

Varios amigos han estado en Navidades en NYC. Ya saben el invierno y las Navidades en Nueva York son mágicas: la decoración, patinar sobre hielo, pasear por Central Park; mirar de lejos, de perfil y de frente la estatua de la Libertad, impresionarse por la altura de los edificios, la majestuosidad de las calles y los neones XXL… las tiendas, los perritos calientes, los puentes…

Muchos amigos estuvieron y nos volvieron a contar lo que las películas nos habían mostrado… certificaron que el cine contaba la realidad… volvimos a vivir con ellos y en sus fotos las escenas que el séptimo arte nos ha traído una y otra vez a la pantalla grande, a las pantallas del salón y a las de todos los dispositivos móviles.

NYC es la meta de miles de familias en todo el mundo, porque el cine nos la ha retratado tantas veces que forma parte del imaginario colectivo. Gracias a las películas hemos llorado, reído, enamorado, hecho el amor y el ridículo en las calles de Nueva York… junto a sus protagonistas; hemos sentido el frío, disfrutado de sus tiendas, nos hemos montado en sus taxis… se ha convertido en un escenario familiar y hemos pasado muchos minutos de nuestra vida allí…

El cine la ha convertido en la ciudad donde todo el mundo desea ir…  casi todo el mundo… una vez en la vida…

En la temporada 2016-2017 se rodaron allí 56 series de televisión y es el lugar favorito para rodar cualquier historia.

Lo que quizá muchos de ustedes no sepan es que los rodajes en Nueva York tienen ayudas, incentivos fiscales interesantes… Los papeles dicen que EL lobo de Wall Street recibió 30 millones por rodar allí… California se está poniendo seria y está aumentando sus incentivos para que los directores vuelvan a fijarse en su ciudad, cientos de millones de dólares para conseguir que vuelvan.

Barato, si se tiene en cuenta la promoción que hacen las películas de las ciudades en las que se ruedan. Miren, Nueva York está rodada de día y noche, en verano e invierno, al milímetro. Cada película, cada serie, cada programa que se rueda allí es un gran anuncio de la ciudad, es un reclamo de más billetes de avión y más sueños por cumplir, es un recuerdo a las familias de que hay que llegar allí… A sus tiendas, bares, calles…

Hay ciudades como Nueva York, San Francisco, Roma, París… que le deben mucho al cine. Han sido documentales hechos con imaginación y corazón.

Las ciudades con sello de marca son las que uno desea visitar. Por eso cada ciudad del mundo, va escogiendo sus marcas particulares (espiritualidad, riqueza, ostentación, rareza) … y se deja querer por el cine. En la era de la comunicación, lo que no se muestra no existe. Dar ayudas para mostrar lo mejor, es el precio que se paga por tener anuncios de gran metraje en las pantallas de todo el mundo.

Muchas ciudades de nuestro país van interesándose en ello porque comprueban que las ayudas fiscales y de todo tipo (localizaciones, permisos) para rodar, traen trabajo, turismo y más cine. Madrid como plató todavía tiene mucho que contar… pero lo cierto es que las oficinas de rodajes comienzan a moverse, porque todo lo que sea poner en la pantalla la ciudad, se traduce en puestos directos para el cine y promesa de incremento de turismo en miles de visitas… De hecho, los periódicos estrenaban febrero contando que la Comunidad de Madrid destinará 650 mil euros para subvenciones a películas y cortos este año.

Comienzan a darse negocios que consisten en enseñar la ciudad de las películas, de los libros, de las series….  Recorridos por el Madrid de Galdós, o los bares de la Movida madrileña…

Quitamos muchas veces los anuncios, los suprimimos a golpe de mando… pero los seguimos admirando sin darnos cuenta en forma de películas… y los consumimos como sueños a realizar. El cine es ahora un gran anuncio, y las ciudades son platós que se dejan admirar en las pantallas porque saben que eso se convierte en mejores cifras de turismo.

El cine es un gran aliado a la hora de fabricar marcas, lo hemos visto en NYC, pero qué me dicen de Steve Jobs, por ejemplo. Ahora las grandes marcas, comienzan a volver los ojos a la gran pantalla

Luces, cámara y acción… tres principios que toda marca debe cumplir para ser conocida. Antes le bastaba el anuncio de 20 segundos. Estas Navidades lo hemos visto cada vez más: las grandes marcas no hacen anuncios, crean historias y las que pueden, hacen cortos cuidados.

Poco a poco el corto y el documental crean tendencia. No es nuevo. Grandes empresas y sectores han tirado del cine para poner sus productos en primer plano… las marcas lo saben… y están haciendo el camino que les lleva a la pantalla grande…

Y cada vez son más las grandes empresas que quieren hacer más grande su marca rodando buenos cortos y buenos documentales… dar contenido a sus productos.

En Rocío del Cerro Comunicación lo vivimos cada día. Las empresas son cada vez más visuales y necesitan mostrarse más y mejor, para convertirse en marca con opción.  Nuestro cerebro es visual, y si se le da contenido del bueno, lo retiene… lo busca y lo quiere…No es patrocinar historias, es contar la historia… no es vender el producto… es que lo toques, lo sientas y lo vivas en la pantalla…

Un anuncio directo al corazón, como Nueva York, con Woody Allen o Richard Gere. A cualquier hora del día, para desayunar con diamantes o tener algo que recordar…

2018… Ven y cuéntalo

No lo dudes. El mejor propósito empresarial para 2018 es contarlo. Contarlo para buscar clientes, contarlo para encontrar socios, proveedores, talento…brillar para llegar donde quieras llegar.

En Rocío del Cerro Comunicación comenzamos el año con más ganas de escucharte que nunca. Nos ponemos en tu piel, nos acercamos a tus ideas, comprendemos tu negocio y ponemos en marcha todas las herramientas necesarias para te oigan, para que te escuchen, para que te escojan.

Rocío del Cerro Comunicación es un grupo multidisciplinar de gente que llevamos muchos años en esto y qué sabemos orientar y mejorar la visibilidad de tu negocio, mejorar la marca personal, aumentar tus resultados. Somos Rocío del Cerro Comunicación y compañía.

Mira nuestro portfolio, nuestros casos de éxito y nuestro compromiso por hacer de cada cliente y de cada historia un trabajo único.

A tu lado, junto a tu empresa…  en trabajos para  incrementar tu  visibilidad, formación para comunicar eficazmente y llegar a miles de personas, o para hacer que en tu RSC, las buenas noticias sean noticias que interesan  a millones de personas. No es magia, es trabajo…

Conoce el mundo de Rocío del Cerro Comunicación. Ven y cuéntalo

¡Hola Septiembre! Diez pasos para comunicar mejor

Después de un mes de vacaciones. Bueno, después de unos días de vacaciones. Vale, después de una escapada de vacaciones y unos meses en los que realmente has tenido más tiempo para pensar, has llegado a la misma conclusión que yo, tienes que echarle más ganas al departamento de comunicación de tu empresa. Un departamento os digo siempre, que puede estar formado por muchas personas o por ti mismo, que puede tener mucho o poco presupuesto, pero que tiene que tener siempre pasión, conocimiento y creatividad.

Bien después de estos días de más o menos paz, ya te has dado cuenta qué es lo que funciona y no funciona en tu empresa. Desde Rocío del Cerro Comunicación voy a repasarlo contigo.

  1.  Si eres emprendedor o empresario, repasa tu imagen corporativa, qué vendes y cómo lo vendes. Cuál es tu valor. Analiza cuáles son tus puntos fuertes e incide en ellos y cuáles son los que más vale la pena olvidar. Si necesitas ayuda, pregunta, compara y si puedes, buscar un asesor.
  2.  La página web, la dejaste tirada en junio porque estabas cansado y porque en verano total…. Vale, pues subsana el error. El verano es la gran fecha para remodelar, rehacer, tirar, poner nueva página web con todos los nuevos proyectos y líneas de negocio que tendrás en el próximo curso escolar. ¡¡¡¡ Hazla ahora, ahora!!! Quita las fotos anticuadas, hazla más eficaz, más fácil, más intuitiva, que se pueda visionar desde el teléfono o la Tablet.
  3.  Vuelve a mirar tu marca personal, si, si, tu marca personal. Qué vendes, cómo lo vendes, cómo lo explicas, cómo te vistes, cómo gesticulas, con qué presentación, con qué tarjetas, en qué te diferencias, vender por valor o por precio…. ¿Sabes por qué las tiendas cambian de escaparate? Claro que lo sabes. Porque si están antiguas, de la temporada pasada, y llenos de porquería, no venden. ¿Tú cómo estás? ¿Estás dejado? Necesitas vídeos, fotos, mensajes contundentes, frases … formación, retos nuevos.
  4.  La comunicación de tu empresa depende de ti. Guarda tiempo para analizarla, para crear, para mantener contacto con la gente, para leer. Este año deja atrás la frase de que como trabajas tanto no puedes quedar con nadie, ni ver la tele, ni leer un libro, ni ir a una exposición ni a un teatro. El mundo se mueve deprisa, no te llenes de caspa, no dejes que tu negocio se quede metido contigo en tu cueva sin ventilación y sin ventanas al exterior. Para explicar, vender, mostrar… hay que saber por dónde se mueve el mundo, qué claves utiliza, qué cosas nuevas puedes aportar. Aprende a ser una esponja para aprender de los que más saben. Muévete por las calles más creativas de la ciudad, fíjate en cómo viste, habla y se mueve la gente que podría ser tu posible cliente. Conócelo.
  5.  Limpia tus redes profesionales de todas las fotos de verano que no son exactamente las fotos que te van a ayudar a proyectarte mejor, vender más, dar a conocer tus ideas. Todos tenemos fotos muy personales y familiares… que no tienen porqué aparecer en nuestras redes profesionales. Pon tus mejores fotos, no cualquier foto. Pon tus comentarios, pero no solo esos sobre la expulsión de no sé quién en un partido de futbol, o de no sé cuántos en una determinada situación que el resto del mundo desconoce.
  6.  Hazte Knowmad. Quizá no tienes tiempo ni dinero para un gran curso, pero si para hacerte una educación a tu medida, de forma gratuita, en internet. Ponte charlas y películas. Mira que hace la competencia. Hazte fan de TED, aprende a hacer mil cosas. Reciclados, no es solo el título de mi libro, es una forma de vida que puedes seguir. Hay veces en que te reciclas o mueres de aburrimiento, de asco, de pena….
  7.  La comunicación es como su nombre indica una unión entre dos partes, una puesta en común. Atrévete a interactuar con tus clientes y socios de una forma diferente a través de las redes. Ponte más en su lugar y adapta tu mensaje, tus ofertas, tus productos y tus ideas a sus necesidades, su forma de hablar, su forma de ser… déjate de anglicismos, latinajos y expresiones que puedan alejarte de un comprador, y utiliza todos ellos para acercarte a un socio o un director de proyectos. Adáptate, como los bichos, para que tu negocio sobreviva. Si hay que enseñar el negocio, foto; si hay que acercarlo, video; si hay que explicarlo, palabra…si hay que indicarlo, mapa.
  8.  Siéntate con tus recuerdos de verano, y piensa que es lo que más y lo que menos te ha gustado. De los viajes, de las experiencias, de los buenos y los malos servicios se aprende mucho. Piensa cómo conociste ese hotel, quién te hablo de tal o cual restaurante, porqué fuiste allí y no aquí… y comenzarás a aprender de comunicación mucho más de lo que crees. La comunicación es un oficio que se aprende, se cuida, se lima y se le saca brillo cada día.
  9.  Mira a ver como hablan de ti tus amigos, para qué te buscan y sabrás mucho más de tu marca personal y de tus habilidades. De lo que dicen los clientes, de lo que dicen tus amigos, tu familia, de lo que hace la competencia vas a aprender mucho, muchísimo. Encontrarás ideas, encontrarás argumentario. Encontrarás los pequeños detalles que te harán diferente. Has oído hablar de los Big Data, los datos que te aportan información esencial para tu negocio. Bien pues trata también los Little Data, los pequeños comentarios…
  10.  Proponte mimar tu comunicación interna y te verás a ti mismo cuidando mucho más de ti. Eres cómo te hablas, de lo que hablas… Toda acción es primero una idea que se explica con palabras. Todo tu futuro es un propósito que se explica con palabras; Tú eres tu ángel y tu demonio y te lo dices con palabras. Mejora tu comunicación interna, trátate mejor y el resto también lo hará.

En comunicación se comienza por un paso, un buen paso y se termina con una buena carrera hacia el éxito.

Ponte en forma en comunicación, con cuatro horas a la semana

Ahora que se lleva tanto la operación biquini para adelgazar yo te propongo la operación comunicación para engordar las cifras de tu negocio. Hoy pondré como ejemplo tu negocio de turismo rural.

Fíjate que el verano no solo es el momento de llenar tu negocio sino de sentar las bases para que también en invierno esté lleno. En un curso que ofrecí hace unos días para el ministerio de Medio Ambiente insistía en la importancia de la comunicación, de hacernos visibles, de poner en el escaparate tu negocio de turismo rural. Repasamos varias ideas, muchas ideas, pero sobre todo hablé de la necesidad de incorporar la comunicación al día a día de nuestro negocio. La utilidad de ser visible, la vieron en el minuto uno, la pregunta vino después ¿cuánto tiempo se tarda en todo esto?

Uno de los grandes retos del turismo rural es la cantidad de trabajo que supone, que en su gran mayoría lo lleva una sola persona, o una pareja que tiene otras actividades principales. Y claro, es demasiado trabajo y la comunicación parece un lastre. No lo es. Realmente, la comunicación es el escaparate, es lo que va a hacer que un negocio se vea, se escoja y se disfrute, o que pase desapercibido para el común de los mortales.

Les decía y lo mantengo que una vez que tengáis establecida la página web y las redes, mantener la comunicación de una forma eficaz no lleva más allá de las cuatro horas semanales.

Ahora que es época de vacas gordas en muchos establecimientos de turismo rural, haz una buena base de datos con los clientes, apunta quienes son, qué cosas te han pedido, qué les interesa, edad, región, hijos, idioma… esto te dará pie para saber qué es lo que debes poner y quitar de tu página web. Invítales a hacer vídeos de sus vacaciones en tus instalaciones, a que te mandes comentarios (buenos) a través de las redes sociales … a fomentar la unión entre ellos y tu establecimiento.

Como la hormiga, durante el verano haz acopio de historias y de contactos, conviértete en una esponja de lo que pasa a tu alrededor. Te vendrá bien para hacer tu comunicación en invierno. Una buena web, que sea muy visual, con posts que cambien todas las semanas y unas buenas redes son suficientes. A ello tendrás que sumarle una consulta semanal a las plataformas de turismo donde tengas alojada tu web, las centrales de reserva, las páginas de turismo del ayuntamiento y la comunidad, etc.

Te darás cuenta de tener una página web exige tenerla al día. Poner determinados posts, subir fotos. ¿Cuánto tardas en escribir 20 líneas? Pongamos que no tienes práctica y te cuesta una hora escribir 20 líneas. Elegir una foto buena hecha por ti, puede llevarte 10 minutos. Subirla porque te haces lío al principio media hora. En algo más de hora y media puedes tener tu página semanalmente renovada. En ella puedes ofrecer actividades, promociones, fiestas en el destino, ferias, etc.  Para conseguir agilidad, pide que cuando te hagan tu página, te enseñen a utilizarla, para que no seas rehén de quien te la hizo. En Rocío del Cerro Comunicación trabajamos con expertos que diseñan la página, pero lo que es más importante, te enseñan a utilizarla y están contigo en los primeros pasos.

Las redes sociales, Twitter, Instagram y Facebook no te llevarán más de 20 minutos, sobre todo si utilizas herramientas que te permita n programar de una vez para varias redes y días. Herramientas que como Hootsuite son gratuitas y te ayudan a aligerar el trabajo. En ellas puedes subir comentarios, fotos, videos de tus clientes o los tuyos propios. Hacer vídeos de 15 segundos con el móvil… te terminará enganchando… y no es difícil.

Todavía te quedará algo más de media hora a la semana para responder a los comentarios de tus clientes y hacer egosurfing, es decir poner el nombre de tu establecimiento y saber cuál es el estado de tu reputación digital, es decir, qué se dice de ti. Y tomar medidas.

Si a las cuatro horas de comunicación quieres añadirle un extra de marketing, manda a tus clientes según tu base de datos segmentada, ofertas que pueden interesarle. Esto puede llevarte un par de horas más, pero también supondrá un plus en tu cuenta de resultados, ya que ofrecerás muchas novedades, como “rutas del vino”, “senderismo de noche para conocer las estrellas”, etc. Es decir, muchas de las ideas que has desarrollado para los distintos post y que te pueden servir como reclamo para conseguir más reservas.

En Rocío del Cerro Comunicación nos encanta ofrecer ideas para mejorar la visibilidad de tu negocio de turismo rural; de hecho, este ha sido el tercer año consecutivo que he ofrecido este curso. Comprometidos con tu visibilidad.  Nos encanta estar a tu lado para contarlo.

Comunicar con los medios, una asignatura pendiente

Mucha gente me llama, me cuenta que quiere ponerse en contacto con los medios de comunicación y estos no le hacen ni caso. Los medios son proclives a prestar atención a empresarios y emprendedores. Charlo con ellos y entonces me doy cuenta de lo que pasa. Hay dos principios y una realidad que en seguida saco a colación. Lo llevo certificando durante estos años como Rocio del Cerro Comunicación, con varias campañas muy satisfactorias a mis espaldas de las que he aprendido muchísimo, en las que he aprendido a ver el periodismo desde fuera y en las que he añadido mi experiencia como profesional con 25 años dentro de un medio de comunicación.

El primer principio es una versión libre de la gran frase que Theodore Sorensen, encargado de discursos y frases que han hecho furor. Escribió para John F. Kennedy : No pienses en lo que tu país puede hacer por ti, sino en lo que tú puedes hacer por tu país. Bien pues la versión libre dice no pienses en lo que los medios pueden hacer por ti, piensa en lo que tú puedes hacer por ellos, qué es lo que les interesa…

Hay muchos emprendedores y empresarios empeñados en vender su burra en el lugar y tiempo equivocado. Me dicen que su tema es bueno, y lo es, pero no para el medio en que sueñan ni en el momento en el que quieren.

Si quieres venderle a un medio tu idea, analiza primero el extenso mapa de medios. Mira a qué medios podrían interesarle, qué momento podría ser el más idóneo: fin de semana, verano, Navidades… Si es un tema de ocio, quizá sea conveniente “venderlo “para fin de semana, si es un tema social para los programas de radio en tarde… si es muy visual para los programas magazine de la televisión. Tengo clientes que quieren salir en la tele pero no saben que programas hay, ni quien los lleva… pero quieren salir porque su producto es bueno. Bien pues esto no funciona así. Si quieres llegar a los medios hay que conocerlos, hay que saber qué les interesa en cada momento, hay que comprender que hay contextos, sucesos y tendencias que pueden dar al traste con nuestro deseo de salir en la prensa … hay que saber cómo funcionan por dentro. Todo lo demás es una falta de conocimiento, un deseo de desaprovechar oportunidades y una falta de respeto por el trabajo periodístico. Sinceramente ¿usted aceptaría en su empresa a alguien que entrara como un elefante en una cacharrería, exigiendo su atención y la utilización de sus equipos? Noooo. Pues así pretenden algunos emprendedores entrar en los medios, como un elefante en una cacharrería, intentando vender temas locales en formatos nacionales, intentando atraer la atención sin saber los nombres y direcciones de los periodistas concretos, mandando notas de prensa enormes, tediosas e infumables. Igual que tienes una base de datos de clientes, hazte no una base, pero si una agenda de periodistas e influencers, un documento que te valga para saber a dónde quieres llegar, estudia lo que hacen los periódicos en sus suplementos… en sus blogs. Y entonces, ponte en contacto. 

Esto tiene mucho que ver con la ya archiconocida ley de platino de la comunicación. No trates a los demás como te gusta que te traten a ti, trata a los demás como les gustaría ser tratados.  Adáptate. Conoce el medio, entérate de que es lo que le hace falta, que les interesa, cual es el contexto en el que puedes vender tu empresa. Ofréceles titulares por donde ellos puedan ver el interés de lo que ofreces, dales fotos… una buena página web donde puedan consultar tu actividad , pero antes …. entérate bien de lo que te convertiría en alguien amigable y fácil para tener como amigo. Si llamas a un periódico y se interesan por tu información, dales las fotos, mándales el libro, una nueva nota de prensa que se adapte a ellos. Puedes vender la misma noticia desde muy diversos ángulos, ponte sus gafas.  Recuerda que el tiempo en el mundo de la información es instantáneo, lo que hoy puede tener hueco mañana no lo tiene. El mundo de la información transcurre en minutos, mientras que el de las grandes organizaciones transcurre en horas. Hay una disparidad en la concepción del tiempo que da al traste muchas veces con las apariciones en prensa de grandes y pesadas empresas.

Por último, siéntate contigo mismo, y mira la manera en la que los medios no te perciban como publicidad pura. Si no eres noticia, si eres un folleto andante…. Te mandarán a sus departamentos de publicidad. La gente se enfada, no te enfundes, viven de ellos. Viven de la publicidad, también. Esa es la realidad.

En Rocío del Cerro Comunicación lo primero que hago es realizar una consultoría, y ver si de verdad tu producto es vendible o no. Analizo si hay que dar una vuelta a la forma en que quieres hacerlo, miro si hay que modificar el objetivo e incluso a veces aconsejo desistir de ello hasta mejor ocasión.

La comunicación se hace entre personas, de empatía a empatía, de necesidad a necesidad… tú quieres vender y ellos tienen un espacio, tú tienes algo que contar y ellos cientos de personas que les cuentan historias. El secreto es darles lo que necesitan, tal y como lo necesitan. Todo lo demás es incomunicar. Tu tampoco admitirías elefantes en tu negocio. Si es un zoo, si.  Pero tú y yo nos entendemos.